Feliz Día Internacional de la Mujer

805
mujer fondo lila

A mi madre. A mis abuelas. A mis hermanas. A mis tías. A mis amigas y conocidas. A mis desconocidas. A todas las mediadoras. Feliz Día Internacional de la Mujer.

Este año, al no poder salir a las calles debido a la situación actual, este día se ha vivido más que nunca en las redes sociales. Han sido muchos los comentarios que hemos leído, unos apoyando a la mujer y otros perdiendo el tiempo e intentando manchar este día tan preciado con comentarios machistas. Pero los comentarios que más me han desubicado (desgraciadamente, los machistas no me sorprenden), han sido aquellos que reivindicaban que este no era un día feliz, y que aun hay mucho por hacer para conseguir una igualdad de derechos entre hombres y mujeres.

Y sí, es verdad, aun hay mucho que hacer. Pero para seguir luchando con fuerza también hay que celebrar los logros, también hay que celebrar a toda mujer, sea o no trabajadora, sea o no estudiante, sea o no madre… A cada una de ellas. Hay que luchar para conservar este día, en el que tenemos la voz suficiente como para rugir y reivindicar mejoras, reivindicar respeto e igualdad. Hay que inculcar más empatía en nuestra sociedad, más mujeres que nos representen y que sean escuchadas. Hoy, y cada día del año.

Hoy celebramos, y seguimos trabajando para que cada 8M sea mejor que el anterior.  Es verdad, es una vergüenza que en el año en el que estamos aún no hayamos conseguido nuestro objetivo, pero es por ese mismo motivo por el que tenemos que tener el feminismo tan presente, y que se celebre y recalque lo importante que es la mujer en la sociedad.

Si bien el movimiento empezó reivindicando la igualdad de la mujer en el ámbito laboral, en el cual aun quedan aspectos a mejorar como la brecha salarial, actualmente también se lucha por los derechos de la mujer en la sociedad, teniendo en cuenta todos los ámbitos en que esta está presente, ya sea en el entorno familiar, como en el educativo, económico, político, cultural o sexual.

Ya veis, hay muchos asuntos pendientes, pero ninguna razón por no celebrar nuestra existencia. Así que, ¡feliz jornada!