“No se puede hacer una operación sin haber hecho antes el preoperatorio” – José Ángel Martínez Sanchiz

Con este símil tan gráfico el presidente del Consejo General del Notariado, José Ángel Martínez Sanchiz, defiende el papel de los notarios en el Anteproyecto de Ley de los Contratos de Crédito Inmobiliario, que el gobierno quiere que esté listo para después del verano.

José Ángel Martínez Sanchiz, notario con más de 30 años de experiencia, considera positivo que los consumidores tengan que acudir obligatoriamente a una primera reunión con los notarios antes de la firma de la hipoteca, para que estos profesionales les resuelvan todas las dudas que tengan sobre el contrato hipotecario. Defiende además la necesidad de buscar alternativas al desahucio como la Refinanciación, o mediante la Mediación y la Conciliación.

José Ángel Martínez Sanchizpreside desde diciembre del 2016 el Consejo General del Notariado y cree esencial que el Notariado, un colectivo de más de 2.800 profesionales, “promueva un acuerdo de todas las partes implicadas (entidades financieras, judicatura, asociaciones de consumidores, y Banco de España) para elaborar minutas sencillas y respetuosas con los derechos de los consumidores, sustentadas en una normativa más clara y firme que evite la judicialización de las hipotecas”.

Entre sus objetivos para los cuatro años de mandato se marcó promover la intervención de los notarios como “mediadores” en la crisis hipotecaria, sobre la base de la experiencia de la Fundación SIGNUM con el Ayuntamiento de Madrid.


Entrevista a José Ángel Martínez Sanchiz

¿Cómo valoran la propuesta del gobierno de obligar a que haya una primera reunión informativa con los notarios para quienes vayan a pedir un préstamo?

Pensábamos que era muy importante y muy positivo que el asesoramiento notarial no solamente se produjera en el momento de la firma de la escritura pública, que es un momento de gran presión por la trascendencia de los actos que va a realizar el adquiriente de las vivienda y la firma del préstamo por tantos años, sino que ese asesoramiento se prestara de forma preliminar, antes de firmar la escritura. En ese sentido, nosotros ofrecimos la posibilidad de realizar ese asesoramiento de forma gratuita, lógicamente imparcial, y dar al consumidor la opción de formular todas las preguntas y responderlas en la medida de nuestras posibilidades. Creemos que esto va a fortalecer la contratación y la comprensión, sobre todo por parte del consumidor, de las consecuencias que se derivan de la firma de la escritura pública.

¿Forma parte de la labor de los notarios?

Nos parece bien. Los notarios estamos para eso, para resolver todas las cuestiones, para que las personas contraten con pleno conocimiento de causa, y por esto creemos que a través de esta prestación de asesoramiento en la fase preliminar podemos ayudar a que las cosas funcionen mejor.

¿Los notarios plantean que este asesoramiento sea gratuito?

Es importante resaltar que el acta de información preliminar, que es como se llama esta primera reunión informativa, la planteamos de forma gratuita, es un asesoramiento gratuito.

El Anteproyecto que prepara el gobierno quiere facilitar el traspaso de hipotecas de tipo variable a fijo reduciendo al mínimo comisiones que hasta ahora se cobraban. ¿Cómo se acoge desde el Consejo General del Notariado la propuesta?

Se quiere efectivamente favorecer la transición de hipotecas de tipo variable a fijo, dado que los tipos de interés son bajos y ahí el gobierno pretende establecer los costes. Acogeremos lo que el gobierno determine.

¿Les preocupa la deriva que están teniendo los desahucios?

Es necesario plantear una cierta humanización en los procedimientos de ejecución hipotecaria, y es posible que en el Anteproyecto pueda existir cierta determinación en este sentido.

¿Se sienten como chivos expiatorios en este Anteproyecto?

El problema es un fallo del sistema que se ha puesto de manifiesto con la crisis económica. En realidad, el notariado ha cumplido siempre, con las excepciones que pueda haber, con las normas establecidas. Lo que ocurre es que se ha acentuado la importancia de la información previa que debe reunir el consumidor, en cuanto a todas las alternativas que luego no están en la escritura. Las que se acogen en la escritura se explican pero sobre esa composición de lugar, sobre los diversos escenarios, opciones o posibilidades, sólo se obtiene la información en la fase preliminar.

Hasta ahora se desenvolvía ante la entidad bancaria, mediante fichas como la FIPER, que están reguladas por orden del 2011, que trataban y en muchos aspectos lo conseguían, de establecer una información. Sin embargo, nosotros hemos ofrecido nuestra intervención completamente imparcial para prestar asesoramiento y dotar al consumidor de mayor conocimiento. Para eso estamos los notarios.

¿Cómo se enfrentan a las cláusulas abusivas?

En este tema, los notarios tenemos limitaciones en su control porque tenemos que concretarnos a la exclusión de aquellas que sean contrarias a leyes imperativas o prohibitivas, o las declaradas abusivas por sentencia firme, que estén inscritas en el registro de condiciones generales o bien según la jurisprudencia de la Dirección General que provengan de una sentencia del Tribunal Supremo que tengan valor jurisprudencial.

Es esencial una respuesta del Notariado a las cláusulas abusivas, la tutela del consumidor y la protección de las personas en riesgo de exclusión.